Esa maravilla llamada Cera…



La cera de abeja es una necesidad en la colmena; su método, forma y material de construcción está 100% basado en la cera.

La cera es producida en unas glándulas que tienen las abejas en el abdomen –la parte de abajo. Estas glándulas, maduran entre los días 12 y 18 de las abejas obreras y mientras más viejitas se ponen, menos cera producirán. Sin embargo, las abejas tienen la habilidad de re-activar su producción de cera a cualquier edad, cuando las situaciones así lo requieren. Al inicio- el inicio de primavera, la colmena iniciara una expansión brutal, y con ello, la producción de cera se incrementa vertiginosamente. La materia prima para la formación de cera, son los carbohidratos; en el caso de las abejas, ellas consumirán fructosas, glucosas y sacarosas para ello.

Una de las maravillas de la cera y el panal que las abejas forman con ella, es su capacidad de carga estructuralmente hablando. ¡100 gramos de cera en forma de panal, pueden cargar de 2 a 4 kilos de miel!

Los factores que más influyen en la buena producción de cera son; floración con mucho néctar, expansión del nido, la presencia de la reina –una colmena con reina hace cera, otras no, y la presencia de polen como nutriente proteínico.

La cera, en ningún momento es producida y desechada, siempre que se produce la cera, es con una razón o necesidad especifica.

Nuestra querida abeja, produce su cera en 8 glándulas que tiene en la panza, la cera, que sale de las glándulas en forma líquida, se solidifica de forma instantánea en forma que es semejante a las escamas de un pez, y con un peso de 1 mg.

La forma hexagonal del panal, es la manera más óptima en lo que respecta a materiales gastados y resistencia adquirida. De acuerdo con científicos y matemáticos, las abejas escogieron la forma perfecta para construir las celdillas y el panal. El panal, no solo sirve para almacenar miel, polen, o para la cría; también es utilizado como su internet para comunicación entre los habitantes de la colmena. El panal está construido con una precisión envidiable, las celdas miden entre 5 y 6 milímetros en diámetro y son de 0.25 mm de grosor. El diámetro de las celdas de zánganos mide entre 6.2 y 6.9. El nido completo de una colmena de 30 000 obreras, contiene 2.5 metros cuadrados de doble cara, pesando 1.4 kilogramos de cera, y con 100 000 celdas en total. Un bastidor de cámara de cría del tipo Langstroth, puede contener entre 1.8 y 3.8 kilos de miel, y la cera producida para poder sostener este peso, es de únicamente 100 gramos para las 7 100 celdas que contiene el bastidor.

El manejo de la cera

Para mejorar las prácticas en el apiario, es necesario entender lo siguiente;

El color de la cera, cambia con el tiempo. Se obscurece por diferentes aspectos, pero principalmente por el barniz de propóleos que utilizan las abejas al limpiar la celda después de que se utiliza, el excremento de la larva, la piel de la pupa, y basura en general. Una celda vieja, se dice, es más pequeña y produce abejas más pequeñas; yo difiero de esto y tengo mi propia opinión al respecto. Los bastidores viejos pueden acumular problemas y contaminantes, y la miel almacenada en estos, se tornara más obscura. La miel almacenada se cristaliza más rápido en la cera vieja y dificulta su consumo para las abejas, los bastidores viejos, contienen menos cera, y más proteína; y son los más atractivos y atacados por la polilla de la cera.

Todos los apicultores debemos de cambiar la cera vieja de nuestros apiarios en una manera sustentable y metódica por razones económicas y para eliminar contaminantes. Si cambias o bastidores al año por cajón, incrementas tu producción de cera, y mantienes tus colmenas sanas. No deben de permanecer más de 4 años y en ese tiempo, se deben de cambiar.

En fin, una práctica de rotación de bastidores, y de cosecha sistemática de la cera, proveerá a nuestros apiarios con mejores resultados y dinero en el bolsillo. Si la cera la aprovechamos y la comercializamos en productos para el consumo y no como únicamente una materia prima, el apicultor tendrá bastante trabajo produciendo y comercializando sus productos, y por ende, un mejor ingreso. Yo he experimentado con todo lo que se relaciona a la comercialización de productos con cera; y son innumerable! Desde cera para el calzado, cera para artículos de cuero, cera para las podas en los árboles, cremas para la cara y piel, cremas para dolores musculares, cremas para la resequedad extrema,

Crema de cera con miel y propóleos para las heridas en los diabéticos! Cera par los labios, cera para los instrumentos de cuerda, y en fin, todo lo hemos fabricado en forma de experimentos, y algunos productos nos rinden ingreso por el momento.

No desaproveches la posibilidad de mantener tu apiario sano, a través de una práctica de cosecha de cera.

REGLAS DEL SITIO
REDES SOCIALES
Prohibido el contenido ofensivo.
No al SPAM.
No a la publicidad abusiva.
No se permite la difusión de ningún material con derechos de autor.
La decisión del administrador es definitiva.
Por favor se decente.
Haz Click Aquí para ver más reglas
WHATSAPP
CONTÁCTAME
  • Foro Apicola Mexicano
  • Twitter Aurelio Páez